lunes, 21 de mayo de 2018

Como escoger la bebida apropiada


En Pezcalandia te queremos contar, que siempre pescando, trotando, treking o efectuando cualquier disciplina deportiva, debes siempre estar hidratado. Cuando hacemos deporte, hay ciertos tips que debemos tener en cuenta.
Consejos que van sumando beneficios para una actividad completamente saludable y gratificante. Uno de los principales temas a los que hay que poner atención es cómo recuperar las energías perdidas producto del gran esfuerzo involucrado, en el menor tiempo posible, pero con eficiencia.
En este sentido, una adecuada hidratación es fundamental. Recordemos que durante un día normal, lo recomendable es consumir un mínimo de dos litros de agua. Por lo tanto, si se realiza alguna actividad física, esta recomendación se transforma casi en principio de vida.
Sin embargo, y si bien el agua como tal, es un producto sano y natural, por si misma no cumple con todos los requisitos que debe cubrir un deportista. Cuando le exigimos mucho a nuestro cuerpo, el gasto energético es muy alto, lo que se refleja en la perdida de líquido, más conocido como sudor. Pero no sólo eso, ya que junto con él eliminamos importantes sustancias que son esenciales para nuestro organismo, como minerales, vitaminas y azúcares.
Es por eso, que las bebidas deportivas se constituyen como un gran aliado para los deportistas, por su gran capacidad de rehidratación. Esto se debe a la buena combinación nutritiva de la que están hechas: baja dosis de sodio, hidratos de carbono simples (glucosa y fructosa) o complejos, además de sodio, potasio, cloro, fósforo, magnesio, calcio y vitaminas entre otros tantos componentes alimenticios.
Una bebida para cada deportista
Todas las bebidas deportivas se componen de las sustancias recién nombradas, sin embargo, difieren entre ellas en el grado de concentración de los mismas. De esta manera, podemos clasificarlas en tres tipos, con funciones particulares de acuerdo a la actividad física que se realice.
Bebida Isotónica: Contiene azúcares y electrolitos, los cuales favorecen una rápida y beneficiosa asimilación de sus compuestos y, por consiguiente, retrasa la fatiga, evita calambres y mejora el rendimiento. Debido a esto, tienen buenos resultados si el ejercicio es intenso y se realiza en lugares con altas temperaturas, ya que se suda mucho y, con este tipo de bebidas, se recupera líquido rápidamente.
Bebida Hipotónica: Este tipo es para quienes realizan deportes moderados de corta duración -inferior a una hora-, ya que contiene bajos niveles de electrolitos, pero lo suficiente en relación a gasto energético provocado. Es prácticamente como beber agua.
Bebida Hipertónica: Es apropiada para quienes hacen deportes que requieren un esfuerzo prolongado, en ambientes muy fríos, como la alta montaña. En estos casos, la pérdida de líquida no es abundante, por lo que no se necesita compensar para llegar a niveles normales. Lo que sí es fundamental, es el aporte extra de carbohidratos, característica que encontramos en este tipo de bebida.
Un buen tip mas para la comunidad Pezcalandia.
Vía Jorge Trigona
Fuentes saluddiaria.com, y alimentacion-sana.com, wikipedia.org.
Photo blogspot.com